consulta de ginecología

¿Qué ocurre en la primera consulta de ginecologia?

Las medidas preventivas en el área de la ginecología es la especialidad de las consultas ginecológicas del Doctor Rafael Herrera Cardenete en Nerja, Torrox, Torre del Mar y Vélez-Málaga.

Por una parte, la prevención del cáncer de cércix, con sus medidas y protocolos para la toma de citología vaginal, colposcopia y el test de detección del virus del papiloma humano. Por otro lado, la prevención del cáncer de mama, con exploraciones físicas rutinarias, y el apoyo con técnicas diagnósticas como la ecografía y la mamografía.

Hacemos mención especial a la asistencia en la menopausia, como etapa de la vida que se beneficia sobremanera si previamente se adoptan medidas preventivas. El Doctor Herrera Cardenete es consciente del deterioro que en algunas mujeres puede llegar a producir esta época, y evitarlo o disminuir sus efectos requiere de un estudio en sus ámbitos óseo, sexual, metabólico y endocrino, con el claro y evidente objetivo de disfrutar de esta época de la vida sin contratiempos y en las mejores condiciones de salud.

Para nosotros, la salud de la mujer es lo más importante. Es por ello por lo que ponemos a su disposición consultas periódicas en ginecología, contando siempre con atención cualificada, personalizada y a través del empleo de las últimas tecnologías científicas para conseguir un correcto diagnóstico y tratamientos adecuados.

La ginecología hace referencia al control y tratamiento de las enfermedades del aparato reproductor femenino, mientras la obstetricia hace referencia al control, seguimiento y manejo de las complicaciones del embarazo, parto y puerperio. En las consultas ginecológicas realizamos chequeos rutinarios de la mujer hasta pruebas específicas de control de embarazo y parto, ecografías en 4D de embarazo, vaginales y de mama, citologías, detección precoz del cáncer de mama, planificación familiar y anticonceptivos, diagnosis y tratamiento de enfermedades de transmisión sexual, incontinencia urinaria, trastornos de menopausia y todo lo relacionado con la salud ginecológica de la mujer.

¿Qué sucede en la primera consulta de ginecología?

Normalmente, en la primera visita lo que hace el ginecólogo es conocerte y preparar su historial médico y ginecológico, y de esta forma saber que sucederá en su próxima visita. No suele ser necesario un examen físico. No obstante, dependiendo de la edad, si ya han existido relaciones sexuales, si existen problemas con la regla, dolor o síntomas de infección, puede que sea necesario efectuar el examen.

Estas pruebas incluyen lo siguiente:

  • Examen pélvico
  • Citología
  • Ecografía pélvica
  • Examen físico general
  • Cultivo vaginal

¿Qué es un examen pélvico?

Un examen pélvico supone un examen completo de los órganos reproductores para descartar problemas. Se compone de tres partes:

  • Examinar la parte exterior de los genitales, o la vulva.
  • Examen interior con un espéculo (un aparato que ayuda a abrir las paredes de la vagina para poder ver correctamente el cérvix).
  • Un examen manual con guantes para tactar los órganos internos.

Según la edad, si es muy joven todavía, tal vez solo necesites una o dos partes.

Es muy importante que estés relajada, porque si estás tensa, tal vez notes molestias o presión. Si está relajada, el examen pélvico no suele doler. Para las jóvenes que nunca han mantenido relaciones, empleamos un espéculo especial para que resulte lo menos molesto posible.

¿Qué es y para qué sirve la citología?

La citología es una prueba diseñada para localizar células anormales (pre-cancerosos) en el cérvix (o parte inferior de la matriz o útero), y para detectar algunas infecciones. Se efectúa en la misma postura que el examen pélvico, y con el espéculo en posición. Se introduce un pequeño cepillo para extraer células, que se mandan al laboratorio para su estudio. Esta prueba tampoco duele.

Si quiere conocer otros exámenes médicos que realizan los ginecólogos, pinche aquí.